• Español
  • English

Lo maravilloso de aprender algo, es que nadie puede arrebatárnoslo. (B.B. King)

Aprender sin reflexionar es malgastar la energía. (Confucio)

Yo no enseño a mis alumnos, solo les proporciono las condiciones en las que puedan aprender. (A. Einstein)

Eso es el aprendizaje. Entender de repente algo que siempre has entendido, pero de una manera nueva. (D. Lessing)

La actividad más importante que un ser humano puede lograr es aprender para entender, porque entender es ser libre. (B. Spinoza)

La educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo. (N. Mandela)

El propósito general de la educación es convertir espejos en ventanas (S. J. Harris)

Si un niño no puede aprender de la forma en que enseñamos, quizás deberíamos enseñar como él aprende (I. Estrada)

El aprendizaje es experiencia, todo lo demás es información (A. Einstein)

La mayor señal del éxito de un profesor es poder decir: 'Ahora los niños trabajan como si yo no existiera. (M. Montessori)

El principio de la educación es predicar con el ejemplo. (A. Turgot)

Donde hay educación no hay distinción de clases. (Confucio)

¡Estudia! No para saber una cosa más, sino para saberla mejor. (Séneca)

Es imposible educar niños al por mayor; la escuela no puede ser el sustitutivo de la educación individual. (A. Carrel)

La buena didáctica es aquella que deja que el pensamiento del otro no se interrumpa… (E. Tierno Galván)

Excelente maestro es aquel que, enseñando poco, hace nacer en el alumno un deseo grande de aprender. (A. Graf)

Los niños son educados por lo que hace el adulto y no por lo que dice. (C. G. Jung)

Un profesor trabaja para la eternidad: nadie puede decir dónde acaba su influencia. (H. Adams)

La mejor enseñanza es la que utiliza la menor cantidad de palabras necesarias para la tarea. (M. Montessori)

Profesor: que te ilusione hacer comprender a los alumnos, en poco tiempo, lo que a ti te ha costado horas de estudio llegar a ver claro. (S. Josemaría)

234243234234

El día 13 de mayo, Susana García Mangas, subdirectora de Alcaste y María Abad, alumna de 1º de ESO, representaron a La Rioja en el encuentro de Aldeas Infantiles SOS “Los jóvenes nos paramos a pensar”, que congregó en Madrid a un joven de cada Comunidad Autónoma.

Los fines de este encuentro fueron, por una parte, invitar a los estudiantes de Secundaria a la reflexión y el intercambio de ideas sobre el concepto de la atención, el tema protagonista del programa educativo de la ONG, “Párate a pensar”, con el que trabajan 151.200 estudiantes de toda España y, por otro lado, conocer de cerca sus opiniones, expectativas y motivaciones, descubrir cuál es su imagen social, cómo les gustaría que fuera y exponer sus conclusiones a la sociedad. Susana y María, asistieron a este encuentro tras un trabajo previo en el colegio de investigación y reflexión, de realización de encuestas y propuesta de conclusiones.

En Madrid, divididos en grupos de trabajo, estos 17 jóvenes hicieron un repaso a temas que les preocupan y, cómo no, su futuro es uno de ellos. A pesar de las difíciles circunstancias económicas que atraviesa nuestro país, los estudiantes se mostraron esperanzados y aseguraron que “pese a la adversidad y la crisis económica, somos optimistas y pensamos que podemos cambiar el futuro, tenemos una gran esperanza en la sociedad que construiremos”, señalaron en sus conclusiones. “Nuestro sueño es estar bien preparados para afrontar el futuro, terminar bien nuestros estudios y también tener una buena capacidad adquisitiva, pero lo más importante es estar y cuidar de nuestra familia”, añadieron.

Además, reconocieron que en una sociedad como la actual, repleta de distracciones, les cuesta a veces prestar atención. “Los adolescentes españoles necesitamos prestar más atención a nosotros mismos, a los demás y al entorno. Tenemos muchas cosas en la cabeza que nos impiden centrarnos”, admitieron y no dudaron en señalar a la pereza o al teléfono móvil como dos de los grandes culpables. Por otra parte, analizaron su relación con los adultos, y se mostraron de acuerdo en que esta relación se basa “en el respeto”, aunque a veces “nos sentimos sobreprotegidos”. Piensan también que los adultos “tienen una mala imagen de nosotros y nos infravaloran, pero nosotros nos esforzamos y queremos demostrar que merecemos una oportunidad para darnos a conocer realmente”, subrayaron. Por su parte, los profesores que acompañaron a los chicos a la jornada, manifestaron que, a su juicio, a veces no se esfuerzan lo suficiente, por lo que es fundamental fomentar e incentivar los valores del esfuerzo y el compromiso en nuestros estudiantes.